25.3.12

Buitrago y el placer

Buitrago siente que necesita hacer dinero, cambiar el auto, comprarse ropa nueva, siente que no se da los gustos de otra gente. Lo ve en el supermercado: grupos de adolescentes llevando cajones de cervezas, solteros de cuarenta comprando vinos caros y condimentos exóticos, mujeres tostadas que vienen de la isla, son un montón de personas que le tiran los placeres por la cara.

Los gustos hay que dárselos en vida piensa y lo escribe en su muro en Facebook, nunca recibe tantos me gusta y hasta algunos comentarios con doble sentido. Entonces, toma un trabajo extra, una changa, para agarrar algo de guita y darse los gustos en vida.

Un tipo de Alberdi le hace una buena propuesta y él acepta. Esta en la puerta de una casa con un jardín inmenso, es el cumpleaños de 15 de Delfina. Los chicos llegan, nadie lo saluda, alguno le pregunta si es ahí y él responde. En algún momento de la noche escucha a un grupo de chicos reírse, se da vuelta y lo están viendo ¿se rien de mí? piensa ¿estoy viejo? ¿soy el tipo ese que nadie quiere ser? Las dudas le caminan el cuerpo como una legión de hormigas negras.

Buitrago tiene las manos cruzadas atrás, el brillo del gel refleja el farol de entrada. A lo lejos se escucha alguien que dice “preguntale a ese el que dice seguridad”

5 comentarios:

Santi Giulianelli dijo...

Poco a poco empiezo a quererlo, al pobre de Buitrago.

Ana Idigoras dijo...

Por lo menos sabemos que Buitrago ya no está tan sólo, tiene amigos en facebook. ¿Amigos?
Yo también lo voy queriendo, y voy degustando sus dilemas.

Pvncho dijo...

Gracias amigos por dejar sus impresiones sobre el muchacho Buitrago. Vamos a ver como sigue su historia, tiene que venir una alegría ¿no?

Link - Bill dijo...

el lunes pasado tuve una reunion en el alto y cuando salia, mi hermano -que no lograba meter el papelito del estacionamiento en el infrarrojo para que se abriera la barrera- decide pedirle asistencia al "seguridad" que ahi estaba y le dice: "es que con este viento no puedo..." a lo cual el tipo responde "decimelo a mi que se me vuela la gorrita todo el tiempo". En el momento me compadecí pero después pensé... y quién te manda a laburar de seguridad... el mismo proceso me pasa con Buitrago, despues de un momento de empatía... chau. :)

Pvncho dijo...

Él se está preguntando lo mismo me parece.